domingo, enero 14, 2007

No preguntes.

No preguntes porque el cielo es tan gris y las mentiras están a flor de piel. No me pidas comprender todo ese fuego que arde en mí, lo único que se, es que me gustaría que alguna vez cesase. No me preguntes otra vez porque no puedo ser feliz, ni siquiera los pájaros lo entienden, respiran igual que yo sin entender casi nada. Yo no tengo respuestas a todas tus preguntas, ni siquiera tengo respuestas a mis propias dudas. No me cuestiones por que he dejado casi de creer, tampoco quiero que llores por eso, apenas puedo soportar mi propio llanto. No hay certeza en lo inesperado, y yo espero muy poco. Recuerdas cuando mirábamos las estrellas en las bancas de concreto, con los ojos llenos de lágrimas pensando en la inmensidad. Ahora esa sensación me aprisiona la garganta y no se esfuma, esta ahí, constante como los latidos del corazón que nos mantienen vivos. Se que las cosas que escribo ni siquiera te interesan y mucho menos te gustan, cuando te dedico mis palabras en bocas de otros, las oyes y te hastías de todo, y me dices que estoy loco, y a veces yo también lo creo. Y no aguantas mi tristeza y casi no soportas mis desvaríos y mis delirios de grandeza, pero me amas, y yo también a ti

3 Comments:

Blogger lagave said...

Ciertamente, el amor está por encima o por debajo de tantas cosas.....!No vale analizar por qué sí o por qué no.Está fuera de todo razonamiento.
Te sorprende, te posee, y ya.
Y me pregunto: si a veces nos plantea tantas dudas, será amor? O ilusión pasajera aunque dure años? O es que no existe en realidad?
Sea lo que sea, habrá que disfrutarlo.O no?

5:09 a. m.  
Blogger PURAVIDA said...

Me gustó mucho este ultimo post. ;)
Siempre paso, a veces dejo huellas como esta.

Saludos desde mi valle.

P/D: gracias por cada uno de tus mensajes en mi blog!

9:55 a. m.  
Anonymous Anónimo said...

Hola Rodrigo, soy Beto, espero que vaya todo bien.

2:27 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home